LUNA NUEVA Y LA ANCIANA

LUNA NUEVA Y LA ANCIANA

Tiempo de lectura: 5 minutos.

Por: María Camila Bucheli M

Es parte de nuestro proceso reconocer y descubrir nuestro poder para seguir empoderándonos con nuestra realidad femenina, desde el amor, con nuestra “revolución roja”

Tal vez muchas hemos pensado o sentido qué molesto es, ¡me llegó la menstruación!pero aún no hemos descubierto que a partir de esta aceptación construimos una parte fundamental de nuestro amor propio. Sí, aunque a veces puede parecer no tan simple, es una manera de aceptar nuestro cuerpo con sus cambios y evoluciones.

En este sentido, aprender a reconocer esos cambios y comportamientos propios de cada etapa hacen que podamos determinar cuáles son las necesidades que tiene nuestro cuerpo y qué podemos hacer para mejorar esas sensaciones y síntomas que nos dan en cada una de las fases de nuestro ciclo y en ciertos casos, determina nuestra forma de actuar, pensar e incluso hacen que nos veamos diferentes.

Entonces, empecemos a reconocer nuestras fases para poder llevarlas con sus ires y venires, con cada uno de sus cambios perfectos. Cuando menstruamos, llamamos esta fase “LUNA NUEVA”. Es esa luna de nuestro ciclo donde podemos tener emociones muy fuertes y algo intensas (recuerden, podemos sentir que vamos en una montaña rusa), porque es momento en el que caemos al vacío y encontramos la oscuridad; queremos estar en silencio, mirando que tenemos dentro de nosotras mismas, necesitamos cuidarnos, redescubrir las necesidades de este ciclo por el que estamos transitando porque no todos son iguales. Posiblemente, puede ser que estén determinados por lo que estemos viviendo en el momento y que nos pueden mostrar otras cosas que nos hacen querer volver a nosotras. Así que permitámonos estos momentos de quietud para poder dar inicio a ese nuevo ciclo que se avecina. Algunas también podríamos sentir que estamos más sensibles de lo normal, ¡pasa hechiceras! Lloramos porque vuela una mosca y a veces porque sentimos esa tristeza que sale, ¿no sé? cómo del estómago ¿verdad? Y que sientes que quieres gritar hasta quedarte sin voz… sí, puede pasar. Todas somos diferentes. Como hay otras que aprovechan ese potencial de conexión interior para crear proyectos, expandir esa creatividad porque eso sí, nuestro cerebro está tan conectado que las ¡cogemos en el aire! Entonces podemos tener un sinfín de emociones y sensaciones, pero todas van desde adentro.

Con toda esta información se me viene una similitud a la cabeza para que entendamos un poco mejor cómo podemos llegar a sentirnos en este momento de nuestro ciclo. ¿Ustedes han visto a sus abuelitas?, mujeres sabias, ¡por supuesto! y con toda la experiencia de sus años vividos; pero llegan a un momento de su vida en que están sumergidas en su interior, en ellas, en sus casas… pues esto es lo que nos pasa en esta fase, parecemos ANCIANAS. Porque estamos interiorizando todo y estamos mucho más receptivas y conectadas que en otras fases. Y como en We Are relacionamos las fases del ciclo con la luna, también tenemos relación con estos arquetipos que representan cada una de ellas, porque de una u otra manera tenemos comportamientos y actitudes similares a estos personajes. Así que ya sabes, cuándo estés en tu luna llena es posible que te sientas como una anciana.

En esta etapa podemos hacer como esa limpieza de cosas, que sabemos que cargamos y que debemos soltar para fluir y hacer esos espacios necesarios. Esto es algo así como cuando nos da por organizar, botar y regalar; ¡ajá! Eso mismo pasa en nuestro ciclo y en nuestro cuerpo. Sacamos, botamos, regeneramos conexiones y nos quedamos con lo que queremos en nuestra vida.

Pues bien, cuando estamos en esta fase es normal que sintamos que nos duelen los pechos y se sientan algo hinchados, puede ser que nos sintamos más cansadas, tengamos el odioso acné, dolor de cabeza entre otros síntomas que tal vez muchas de nosotras podemos sentir. O existen otro tipo de mujeres que pueden sentir náuseas, gases (estamos como globos), diarrea o estreñimiento, quiero decirles mis queridas hechiceras que es TOTALMENTE NORMAL. Obvio, cabe aclarar que no todas somos iguales por lo que podemos sentir todos o algunos de los síntomas, o somos de esas mujeres que la vida nos ha premiado y ¡no sentimos nada! Sino cuando llega nuestra querida y amada manchita roja mensual que nos indica que hemos vuelto a empezar nuestro ciclo. Así que, durante este tiempo de hermosa luna, dejemos que todo fluya, que vibremos como lo que nuestro cuerpo necesita. En todo este proceso necesitamos ciertos elementos para que nos ayuden a equilibrar y balancear esas hormonas que quizás se descontrolaron un poco. 

Nuestra mezcla “LUNA NUEVA”, es la perfecta porque nos aporta esos ingredientes que el cuerpo nos pide y que debemos suplirlo de alguna manera, por ejemplo, con el cacao y el guaraná tiene una dosis de energía, las vitaminas que son tan importantes para nuestro cuerpo y que ayudan a su buen funcionamiento muscular (porque puede que se presenten cólicos). La canela (¡bendita canela!) que es un antiinflamatorio natural y por supuesto, los adaptógenos que hacen de esta mezcla ¡LA POCIÓN! El poder que tiene el ashwagandha y el reishi que nos ayudan a disminuir estos síntomas que se desencadenan por el estrés, hacen de esta una poción maravillosa y especial, ¿cierto? Obvio, porque con esta mezcla podemos tener el equilibrio y el balance perfecto que nuestro cuerpo necesita durante esta fase.

Así que mis queridas hechiceras, llegó el momento para que nos reconciliemos con nuestra menstruación porque esto hace parte importante de una vida sana, llena de energía y magia, ¡ajá! Pura magia y de la buena

 

 

Soy María Camila Bucheli. Nací en la ciudad sorpresa de Colombia, Pasto; bajo la mirada del icónico Galeras. Profesional en Mercadeo y Publicidad del Poli, en Bogotá. Amo leer; imaginarme cada espacio, personaje y sus voces, hacen que quiera escribir. La escritura me transporta, me hace soñar, crear historias y sobre todo reta mi creatividad, me saca de mi zona de confort. Siempre me gustó escribir y leer pero hace tan poco tiempo descubrí que este era mi propósito; quiero coleccionar historias, memorias, personajes y amores para transmitirlas en cada mensaje.
Instagram: https://www.instagram.com/mcbuchelim/ 
LinkedIn: https://www.linkedin.com/in/maria-camila-bucheli-moncayo-18194518/